Tokio, la mayor megalópolis del mundo

Tokio fue la tercera etapa de nuestro paso por Japón durante nuestra vuelta al mundo! La megalópolis más grande del mundo (35 millones de habitantes) tiene mil cosas que ofrecer, y nuestra estancia de 5 días nos lo demostró! Os proponemos nuestro itinerario para descubrir las múltiples facetas de Tokio en 5 días!

Dónde dormir en Tokio

Japón fue uno de los países más caros de los que visitamos durante nuestra vuelta al mundo, por lo que decidimos no alojarnos en hotel y encontramos un AirBnb a 10 minutos del metro de Shibuya, una zona muy activa, con supermercados y restaurantes de todo tipo, y muy bien comunicada (Shibuya es una de las grandes estaciones ferroviarias de la ciudad).

Desplazarse en Tokio

El metro de Tokio es un verdadero rompecabezas! A diferencia de los metros del resto del mundo, aquí hay varias compañías y cada una ofrece diferentes líneas. Eso se traduce en que no es posible hacer trasbordos de una línea a otra (hay que salir de la estación, pagar un nuevo ticket y volver a entrar), que no hay números de línea sino nombres de línea (Ginza Line, Asakusa Line, etc.) y que el precio es bastante elevado.

La línea más utilizada en general es la Yamanote Line, ya que su recorrido circular cubre los puntos turísticos más frecuentes de Tokio (Shibuya, Shinjuku, Asakusa, etc). No dudéis en preguntar a cualquier trabajador, estarán encantados de ayudaros y orientaros en el laberinto de pasadizos, salidas, entradas y números cuya utilidad sigue siendo un misterio para nosotros. Todavía nos acordamos de aquél día en el que pasamos casi 40 minutos caminando y buscando la buena salida de la estación de Shinjuku! Y con razón, Shinjuku es la estación más concurrida del mundo (3,5 millones de usuarios por día!).

Día 1 en Tokio: Odaiba

Nuestro primer día en Tokio lo dedicamos a descubrir la isla de Odaiba, una gran isla llena de centros comerciales y centros de ocio. Era el cumpleaños de Ana, y su hermana vino a pasar la semana en Tokio con nosotros. Como Ana tenía muchas ganas de visitar Obaida decidimos ir allí para su cumple. Para llegar hasta la isla, podréis elegir entre un ferry o el metro, pero nosotros decidimos ir en metro porque el tren pasa sobre un gran puente y las vistas son preciosas!

Entre otras muchas atracciones, disfrutamos de las vistas sobre la bahía y el skyline de Tokio, la réplica de la Estatua de la Libertad, el Puente del Arcoiris (Rainbow Bridge), el Gran Robot Gundam (sacado de una serie de televisión de los 80), el centro comercial de Venus Fort (totalmente decorado en estilo de la antigua Roma, tanto que da la sensación de estar paseando por Italia!), la Noria gigante y el edificio de Fuji TV (con sus múltiples pasarelas y su gran observatorio con forma de bola). Además tuvimos la suerte de coincidir con el aniversario del centro comercial, por lo que durante todo el día hubo danzas de varias escuelas de baile de la ciudad. Fue muy chulo!

tokyo-tokio-11 tokyo-tokio-12

tokyo-tokio-13

Para comer encontraréis cientos de opciones: nosotros elegimos un restaurante Thai en la última planta del centro comercial Aqua City. Las vistas desde arriba son sublimes!

Hay mil cosas por hacer en esta isla. Nos gustó mucho pasar el día allí, y además tuvimos un tiempo maravilloso! Nos quedamos hasta la noche para disfrutar de la zona de día y de noche.

Luego regresamos al apartamento y fuimos a cenar en un italiano (Restaurante Alma). Está en la misma calle del apartamento y nos llamó la atención cuando pasamos en frente porque la decoración es muy bonita.

El caso es que es un italiano “japonés”, es decir que no tenían carta en inglés y ni siquiera wifi para poder traducir… Al final pedimos dos platos de pasta y una ensalada, con vino blanco. Estuvo rico pero tampoco nada especial! Además no había postres (impensable en un italiano!). Menos mas que la hermana de Ana nos llevó chocolate para que pudiéramos tener un postre!

Día 2 en Tokio: Shinjuku y Shibuya

Para aprovechar el buen tiempo y el sol del otoño japonés, nuestro segundo día lo dedicamos a descubrir dos zonas muy activas y a la vez muy contrastadas de la ciudad: Shinjuku y Shibuya.

Al llegar al metro de Shinjuku, fuimos directamente al edificio del Metropolitan Government (el ayuntamiento), porque en sus dos gigantescas torres se alojan dos observatorios gratuitos a nada más y nada menos que 202 metros del suelo! Las vistas son sobrecogedoras. Os dejamos juzgar a través de las fotos.

tokyo-tokio-20

Unos metros más abajo y hacia el este, fuimos a pasear al parque de Shinjuku Gyoen, un bonito parque (200 yen o 1,70€) que contiene un jardín japonés, una explanada al estilo inglés, un jardín de estilo francés, etc.

tokyo-tokio-19

Un poco más al sur, en otro gran parque, se esconde el santuario de Meiji Jingu, un bonito lugar aislado del ruido de la ciudad. Después de atravesar el bosque, llegamos casi directamente hasta Takeshita Street. Takeshita ha visto nacer las modas de Tokio y es un centro de cultura joven en la ciudad! Está lleno de tiendas de ropa, de comida para llevar, crepes, helados, cafés… Es agradable para dar un paseo y descubrir tiendas de todo tipo!

tokyo-tokio-18 tokyo-tokio-16

Acabamos nuestro día pasando por Shibuya de regreso a nuestro apartamento, donde veréis uno de los pasos de cebra más concurridos del mundo, el Shibuya Scramble Crossing! Todo el tráfico se para para dejar pasar a los peatones en todas las direcciones!

p1200056

Día 3 en Tokio: Asakusa y Ueno

Para el tercer día nos dirigimos hacia la parte tradicional de la gran capital. El barrio de Asakusa no es tan grande como nos imaginábamos, pero alberga uno de los grandes atractivos de la ciudad: el templo Senso-ji.

Antes de entrar a la zona del templo, subimos a la terraza del moderno edificio de la Oficina de Turismo. Las vistas desde arriba son preciosas, justo por encima de los edificios y con vistas directas al templo y la Tokyo Sky Tree, una de las torres representativas de Tokio. Después de un montón de fotos, descendimos y nos dirigimos hacia la calle peatonal enfrente del templo. Las mil tiendecitas de recuerdos, comida y ropa están sobre todo orientadas a los turistas, pero también veréis muchos tokiotas comprando y paseando por la zona.

tokyo-tokio-4

El Templo Senso-ji es el más antiguo de toda la ciudad. Fue fundado en el año 645, y es además uno de los más importantes del país! Aunque arquitectónicamente no tiene nada que envidiar a otros magníficos templos como los de Kioto, el lugar es muy agradable y está rodeado de bonitos jardines. Nos quedamos por allí una hora visitando.

tokyo-tokio-5 tokyo-tokio-6

Después nos pusimos en camino hacia el barrio de Ueno, conocido por su parque. Antes de visitarlo, fuimos a dar un paseo por Ameya Yokocho, un mercado situado entre las vías del metro al sur de la estación de Ueno. El lugar nos sorprendió! Hay montones de tiendas, restaurantes y puestos de comida de todo tipo! Comimos allí para coger fuerzas para la visita del parque.

tokyo-tokio-23

El parque de Ueno, sin embargo, nos decepcionó un poco. Nos esperábamos ver un parque enorme, pero la verdad es que no hay tanto que hacer. Si queréis ver museos, allí encontraréis varios. Sin embargo, para pasear no nos pareció tan bonito como otros que vimos en Kioto o en Narita. Nosotros lo hicimos en unos 30 minutos cuando pensábamos pasar unas horas…

tokyo-tokio-22

Para continuar con las visitas de la tarde, seguimos hasta el Santuario Nezu, un poco hacia el oeste. Nos encantó! Es muy similar al famoso templo de los mil torii de Kioto. El Nezu Shrine es mucho más pequeño y menos impresionante, pero nos gustó el ambiente tranquilo y el jardín con todos esos arcos naranjas (pero eso sí, tened cuidado con la cabeza porque son más pequeños de lo que parece!).

tokyo-tokio-21

Terminamos nuestro día paseando por la calle Yanaka Ginza. Habíamos leído en varios blogs que esta calle tiene mucha actividad y tiendas. Sin embargo, estuvimos un poco decepcionados de ver que en realidad es una calle muy corta que para nuestro gusto no merece su fama. No obstante, paseamos por la zona residencial un rato antes de volver al metro.

Día 4 en Tokio: Chiyoda, jardines del Palacio Imperial y Akihabara

El Palacio Imperial de Tokio es la residencia oficial de la familia imperial, por lo que el acceso al mismo está prohibido (sólo está abierto dos días por Navidad). Sin embargo, una buena parte los jardines que rodean el palacio son gratuitos y muy bonitos! Nuestro cuarto día nos levantamos con ganas de ver cosas bonitas, así que allí fuimos!

Empezamos por visitar el parque de Hibiya, al sur del Palacio Imperial. Es un pequeño parque con un estanque en el medio, un gran teatro al aire libre, y montones de árboles y flores. Nos encantó la forma en que está cuidado y los edificios que rodean los árboles.

tokyo-tokio-7

Después pasamos a dar una vuelta al Tokyo International Forum, justo detrás de la estación de metro Yurakucho. Es un enorme edificio de cristal con un enorme hall interno al que se accede gratuitamente.

tokyo-tokio-8

Vimos montones de hombres de negocios dirigirse hacia varias ferias. El edificio en sí es impresionante. Después de sentarnos y contemplar un rato el vaivén incesante de gente, nos pusimos en camino hacia los jardines del Palacio Imperial. Una primera parada fue el Puente Nijubashi, antiguo puente junto a la entrada del Palacio. Por casualidad vimos llegar dos carrozas bastante impresionantes! No sabemos quién iba dentro, pero viendo el cortejo de coches de policía y caballos, diríamos bien que era el mismo Emperador!

Un poco más al norte, la zona más bonita son los Jardines del Este del Palacio Imperial (East Gardens of the Imperial Palace). Tuvimos la gran suerte de encontrarnos con Mashe, un jubilado que ejercía de guía de los jardines. La visita es gratuita y se ofrece sólo miércoles y sábados a las 11am! Mashe nos explicó todos los detalles de los jardines (el olor de las hojas de los árboles, las dificultades para acceder al palacio hoy y en el pasado, la historia de la ciudad y sus múltiples incendios…). Nos gustó mucho la visita, y todavía más bajo ese bonito sol y los colores del otoño japonés! Tanto que hicimos un picnic allí!

Un poco más al norte, visitamos la última parte de los jardines, en un lugar donde no había casi nadie, y nos sentamos un buen rato a descansar y contemplar las hojas de los árboles y sus mil colores (los japoneses lo llaman momijigari!).

tokyo-tokio-9

tokyo-tokio-10

Descansados y con más energías, dirigimos nuestros pies hacia Akihabara, el barrio geek, freak y raro de Tokio! Aquí encontraréis todo tipo de artilugios electrónicos (de robots a aspiradores, teléfonos y videojuegos), tiendas de manga, de anime, de todo tipo. Aquí descubrimos que los japoneses y su vida íntima son muy diferente de lo que aparentan! También encontramos un bar de gatos! Un lugar en el que se puede venir a tomar un café y jugar un rato con los gatos del café… No está mal!

tokyo-tokio-3 tokyo-tokio-2 tokyo-tokio-1

Día 5 en Tokio: Shibuya

Nuestro último día en Tokio lo dedicamos a pasear entre los múltiples centros y zonas comerciales de Shibuya! Las tiendas se suceden y parecen no acabar nunca! Entre los centros más conocidos, el centro comercial Shibuya 109, el QFront (enfrente del paso de peatones y con el Starbucks más frecuentado del mundo), y la famosa Tower Records, con sus 8 pisos de discos de música y DVDs. Es un lugar para perderse y hacer que la tarjeta de crédito saque humo!

tokyo-tokio-17 tokyo-tokio-15 tokyo-tokio-14

Así fue nuestra semana en la capital de Japón. Nos gustó muchísimo Tokio, para nosotros tiene algo que no hemos visto en ninguna otra ciudad. Nos encanta el contraste entre las calles comerciales con miles de videojuegos y, por otra parte, los jardines tranquilos típicos de Japón. En Tokio cuando cambias de barrio parece que ya has cambiado de ciudad! Es casi imposible aburrirse, hay miles de cosas por visitar. Nos concentramos sobre lo que nos gustó, y además tuvimos días de otoño con mucho sol lo cual lo hace todavía más bonito! Después de Tokio, nos fuimos a pasar nuestros dos últimos días en Japón a la cuidad de Narita.