Qué hacer en Ubud y sus alrededores

Después de unos días de descanso en Seminyak, nos pusimos en camino hacia Ubud. Nuestra familia vino desde Europa para pasar las fiestas de navidad y Ubud resultó ser un gran acierto, tanto por las cosas que se pueden ver y visitar como por la tranquilidad y el encanto del hotel y la ciudad. Ubud es la capital cultural de Bali, y el arte se encuentra en todas sus formas: baile, música, pintura, escultura, batik, cocina… Si quieres descubrir este paraiso con nosotros, sigue leyendo !

Cómo llegar a Ubud

Nosotros pedimos directamente a nuestro hotel de Ubud que vinieran a recogernos en coche. El precio por coche es de 250 000 IDR (17€). En general, como éramos 4 con varias maletas normalmente era más fácil y barato tomar un taxi o un coche con el hotel.

Dónde dormir en Ubud

Ya que era Navidad, elegimos un bonito hotel un poco lejos del barullo y el tráfico de la ciudad. Nos encantó el lugar, muy tranquilo, donde sólo había unas pocas familias alojadas (hay sólo 11 habitaciones). El Hotel Villa Ubud es un lugar para descansar, se puede hacer yoga en una sala especial al aire libre y los desayunos (riquísimos) están incluidos. Nosotros tuvimos la suerte que sólo había una pareja más en el hotel, así que tuvimos la piscina para nosotros solos!

Cómo desplazarse en Ubud

Decidimos contratar un conductor privado para hacer las excursiones que nos interesaban. Es posible hacerlo a través de las miles de agencias de la ciudad, pero nosotros preferíamos hacerlo a nuestro ritmo y sobre todo visitar sólo los lugares que nos interesaban de verdad!

Pagamos 600 000 IDR (42€) por día por un coche, con un conductor local que tomaba el tiempo de explicarnos todo y de parar cuando se lo pedíamos, fue muy agradable! Nosotros hicimos todas nuestras excursiones con Made, un hombre excepcional que os recomendamos sin dudar! Si queréis su teléfono, pedídnoslo.

Qué ver en Ubud y sus alrededores

El Bosque de los Monos (Monkey Forest)

Es casi imposible venir a Ubud y no visitar el Bosque de los Monos. Pasear por el bosque es realmente agradable, hay cientos de monos por todas partes, y podríamos pasar horas mirándolos! También es posible darles de comer si compráis plátanos al personal.

Pero atención, no llevéis nada de comida ni bebida en las manos porque son muy buenos ladrones! Lo mismo para las gafas de sol y cualquier cosa que brille. Nos gustó mucho el Bosque de los Monos, no esperábamos ver tantos monos y el lugar es precioso! El precio es de 40000 IDR por persona (2,90€).

Cueva de Goa Gajah

Es un templo donde también encontraréis una famosa cueva cuya entrada es la cara de un monstruo (o un elefante, según a quién se pregunte). Allí hay estatuas de diferentes divinidades (Ganesh, dios de la sabiduría, la inteligencia, la educación y la prudencia; y otras tres pequeñas estatuas que representan a Shiva.

Delante de la cueva hay también unos baños divididos por la mitad cuya estatuas de mujeres datarían del siglo XI.

Pero la visita no termina ahí. Seguid caminando y encontraréis un precioso jardín con una pequeña cascada y unos árboles gigantes! Merece la pena bajar y subir las escaleras. El precio es de 15000 IDR (un poco más de 1€).

Paseo por el centro de Ubud: el palacio y el mercado

En la ciudad hay tantas casas como templos, que se encuentran por todas partes. Los balineses son muy religiosos (tienen su propia versión del hinduismo) y delante de cada templo hacen diariamente ofrendas a los dioses. Es mágico ver cómo hacen este ritual y la energía que desprenden.

Mientras paseáis por el centro, os cruzaréis sin duda con el Palacio Real, que está habitado por los miembros de la familia real y también abierto en parte a los visitantes. Al anochecer (7:30pm) podréis ver un espectáculo de baile por 120 000 IDR (8,50€).

Otro lugar imprescindible en Ubud es su mercado. Es bastante grande y venden un poco de todo, principalmente recuerdos para turistas.

Arrozales de Tegallalang

Hay varios arrozales cerca de Ubu, pero nosotros quisimos visitar los preciosos arrozales de Tegallalang a 20 minutos de Ubud. Las vistas son preciosas, una auténtica foto de postal. Tenéis la posibilidad de verlas simplemente desde arriba y hacer una foto, pero también podréis hacer como nosotros y hacer el trekking a través de los arrozales!

A la derecha del todo hay unas escaleras que bajan entre las terrazas. El paseo dura una hora en función de vuestro ritmo, y reconocemos que es un poco “caótico” en algunos lugares, así que llevad buenos zapatos. También hace mucho calor, por lo que os recomendamos protegeros con sombrero, crema y agua. En algunos puntos, la gente local os pedirá una “donación obligatoria” para que podáis pasar. Podéis dar lo que queráis.

El precio del trekking es 10 000 IDR por persona (menos de 1€). Nosotros no pensábamos hacer el trekking al principio, pero reconocemos que es fue un momento único que nos gustó mucho!

Templo de Tirta Empul

Es sin duda uno de los templos más importantes de Bali. La entrada cuesta 15 000 IDR (1€). La leyenda dice que la región estaba gobernada por un rey malvado que aterrorizaba a la gente de la zona. Pero el dios Indra decidió enviar su ejército para vencer al rey. Indra perforó el suelo con su bastón y creó un manantial de agua cristalina que ayudó a sus tropas a ganar la batalla.

Por eso los peregrinos vienen a Tirta Empul para purificarse. Además, es un lugar sorprendente y muy bonito.

Plantación de café

Hicimos una parada en una plantación de café donde todavía se hace café de forma artesanal. La visita fue gratuita. Nuestro conductor nos explicó el proceso y todas las plantas diferentes que se encuentran en esta plantación.

Después nos ofrecieron una degustación gratuita de un montón de bebidas, desde café balinés hasta el cacao, pasando por infusiones de jengibre y de hierba luisa. Estaba realmente rico y fue muy interesante! Al final de la visita, como os imaginaréis, hay una tienda para que los visitantes compren lo que quieran. No pudimos resistirnos!

Kintamani

Kintamani es una pequeña ciudad por donde hay que pasar para llegar al Monte Batur. La entrada a la ciudad es de pago (30 000 IDR, un poco más de 2€ por persona). Como nosotros veníamos del sur, tuvimos que ponernos ropa de abrigo porque allí arriba hacía frío.

Por desgracia, el tiempo no nos acompañó y llovió bastante. Así que nos paramos a comer en un restaurante con vistas al Batur. El Batur tiene 1717 metros de altura y es una de las principales atracciones de la isla, así que no esperéis estar solos! Viendo el mal tiempo que hacía, no nos quedamos mucho tiempo.

Baile Barong

Estando tres semanas en Bali no podíamos irnos sin ver un espectáculo de baile de Barong. Pero qué es exactamente? El Barong es una criatura mitológica que representa el bien y las fuerzas de la Tierra. Su rival es Rangda y las brujas que representan el mal. El baile es más bien un teatro con varias escenas que oponen al bien y al mal. Duró más o menos una hora y media y nos costó 100 000 IDR por persona (7€). Hay varios lugares para ver estos espectáculos pero nosotros elegimos sahadewa barong dance siguiendo los consejos de nuestro conductor. El espectáculo estuvo bien y no había muchos turistas.

Pueblo de Celuk, artesanía de plata

En Bali (como en Yogyakarta, por cierto) hay muchas joyerías artesanales. El pueblo de Celuk es probablemente el lugar donde más joyerías hay, así que fuimos allí a visitar un taller y su tienda. En el exterior hay varias personas haciendo joyas de plata, cada una con su especialidad (una corta, otra pega, otra pule…). Es un lugar interesante aunque las joyas no eran de nuestro gusto. No nos quedamos mucho por aquí porque, como ya podréis leer en un artículo dentro de poco tiempo, hicimos un curso de plata en Yogyakarta.

Templo Taman Ayun

Situado en Mengwi, entre Ubud y Denpasar, es un templo especial para los balineses, donde se celebran rituales por las divinidades ancestrales reales. También es el segundo más grande de Bali después del de Besakih. El precio es de 20 000 IDR (1,40€).

Templo Ulun Danu Bratan

Este templo hindú está situado en el lago Bratan, entre las montañas de Bedugul (en el centro de Bali). Está dedicado a la diosa del agua. La entrada está a 50 000 IDR (3,50€ por persona) y es seguramente el tempo que más nos gustó en Bali. Está en medio del lago y las vistas son preciosas!

Masaje y spa

Por supuesto, sería difícil pasar por Bali sin darse un masaje! Encontaréis spas por todas las calles de Ubud. Nosotros elegimos el spa de nuestro hotel y probamos varios de los que ofrecían (ya que estábamos allí!): masaje balinés, aromaterapia y piedras calientes.

Nos gustaron todos aunque lógicamente todo depende de la persona que os dé el masaje. Lo mejor es que nos dimos el masaje en medio de los arrozales, con los sonidos de la naturaleza… nos encantó!

Ubud fue amor a primera vista para nosotros! Si vais a Bali deberíais pasar por esta ciudad sin dudarlo. Nos encantó el ambiente, las artesanías, los restaurantes (ricos ricos) y también el hecho de que los hoteles estén alejados de las carreteras principales, lo que nos permitió descansar muy bien. Pasamos más de 10 días en esta ciudad y nos hubiera gustado quedarnos todavía un poco más!

3 opiniones en “Qué hacer en Ubud y sus alrededores”

Comentarios cerrados.